Ciencia ficción 2

000036

en la cabina de mando de un cohete averiado
afuera el vacío, terminante, exhaustivo
no se puede perder el control
no se puede ceder al espanto

los controles se mezclan a los ojos anegados
de lágrimas de cansancio, y de miedo, y de pánico

el astronauta que llora termina de ataviarse
se filtra el vacío, si puede filtrarse
el astronauta que llora es arrastrado
con furia y violencia, al espacio
y mientras flota entre explosiones mudas
se siente solo

solo entre cientos y miles de estrellas
solo entre cientos y miles de mundos
solo en el cielo, opresor pero nulo
sabe que no volverá a casa

el astronauta que llora mira en lontananza
y ve todo igual, y el corazón se le encoge
juega a ser un pez, o un pájaro, que es lo mismo
piensa mientras muere
que el pez vuela en el agua
y el pájaro nada en el aire
y que él, vuelto pez y vuelto pájaro
se quedará sólo con pensamientos animales
y no pensará que ve lo que nadie vio
y no pensará que se lo recordará valiente
y no pensará que el oxígeno se agota
y no pensará
mientras, aún llorando, se termina

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s